Friday, May 15, 2015

Mi viaje a Jordania (y3) Desierto Wadi Ram, Campamento estilo beduino, Safari-jeep y concentración motera













































































































14 comments:

Javier Rodríguez Albuquerque said...

Excelente reportaje.
Vaya jaimas: seguro que tenían hasta aire acondicionado.
:-)
Un beso.

karin rosenkranz said...

Hermoso viajecito. Las fotos son fantásticas.
Me queda pendiente conocer Petra.
un beso

Bertha said...

Preciosas fotos y me atrevería a decir.-Que son de esos viajes,que dejan un buen sabor de boca durante mucho tiempo.

Myr ya esta...O sigue:))

Bssos feliz fin de semana.

Gustavo Figueroa Velásquez said...

Querida Myriam:

Qué fotos más hermosas nos regalas que son en sí mismas todo un reportaje a unos parajes llenos de historia y qué goce el tuyo!
Recibe un gran abrazo.

Genín said...

Paisajes diferentes a los que uno está acostumbrado, interesantes e incluso, algunos,parecieran exóticos... :)
Besos y salud

Ishtar said...

Oh! Qué bello el desierto, me ha encantado esas imágenes. Gracias por compartir tu viaje con nosotros.
:)

Ambar said...

Son unos paisajes sobrecogedores. Las fotografías magníficas.
Besos

Abejita de la Vega said...

Nos ofreces un reportaje precioso, qué calor debiste pasar en el desierto, bellísimo por otro lado.

Sólo echo de menos una foto tuya flotando en el Mar Muerto, mientras redactas tu entrada.

Besos, Myriam.

chusa said...

Belleza absoluta de sabor ancestral. Qué cielo y tierra...

me quedo con ese anochecer con claro de luna entre tiendas y palmeras

He viajado un poquito contigo, Myriam, a lugares màgicos que un dìa pienso visitar. Gracias amiga cara,
un abrazo y besos!

manouche said...

Querida Myriam tenemos contigo el placer del viaje,ojala menos el calor !

alp said...

Vaya maravilla...un lujazo de entrada,,,bestial...un beso desde Murcia...

Ele Bergón said...

Sigues con tu maravilloso viaje. Gracias por compartir.

Besos

Kasioles said...

Unas fotos fantásticas, gracias por compartirlas.
Uno de mis hijos ha estado en Petra y nos contaba maravillas, había vuelto encantado.
Cariños en abrazos.
kasioles

Pedro Ojeda Escudero said...

Lo conseguiste. Has dormido en el desierto. Envidia...
Besos.