Wednesday, March 10, 2010

Senescencia (1) Definición, teorías y prejuicios

Esta entrada de hoy y de los próximos miércoles se la dedico a nuestra querida amiga Merche Pallarés, guia de turismo en Ibiza y que se nos jubila en Mayo y regresa a la península ¡enhorabuena, Merche!

Marcamos la edad de la jubilación, como el principio de la senescencia, senectud o ancianidad por convención social, aún cuando un adulto mayor a los 65 años _ y más hoy en día que los límites se han extendido tanto_ esté en la plenitud de su potencial y tenga aún mucho por brindar al mundo, a sus seres queridos o a sí mismo. Es más, para cualquier trabajo grupal es aconsejable dividir a los adultos mayores en distintos grupos de más o menos la siguiente manera y teniendo en cuenta su estado integral de salud fisica, mental y emocional: de 65 a 75, 76 a 80, 81-90, 90-99 años. Utilizo las palabras: Adulto mayor, senescente, geronte o anciano como sinónimos.

La senescencia, por algunos llamada Edad de Oro o Tercera Edad, es una etapa evolutiva natural en nuestra vida que se caracteriza por una serie de alteraciones biológicas, psicológicas y sociales de las cuales hablaré el próximo miércoles. Los estudios científicos sobre la ancianidad, sin embargo no son muy antiguos, apenas comenzaron en la mitad del siglo pasado.
En la década de los 50 el Comité sobre Desarrollo Humano de la Universidad de Chicago, inició una investigación sobre los aspectos sociales de la vejez, publicando en 1961 "Growing Old; The Process of Disengagement" por Cummings & Henry. Desde un punto de vista funcionalista, los autores postularon la tesis de que el envejecimiento es algo universal, inevitable, intrínseco ( es decir, no condicionado por variable sociales) lo cual conduce a un apartamiento progresivo de las actividades como preparación para la muerte. Los detractores de esta teoría sostienen con justicia, que ésto lleva hacia una política de segregación (por ejemplo, David Bromley, 1966) Surgió así una segunda teoría: La llamada de la continuidad primero, que luego evolucionó en la de la actividad, cuyo portavoz es George Maddox (1973). Maddox y otros consideramos importantísma la actividad para los adultos mayores, aún cuando hayan actividades que no puedan hacer ya, hay otras que si y a esas debe apuntarse. Muchos psicólogos coincidimos también en la importancia que la creatividad y la comunicación tienen para los adultos mayores, cosas que contribuyen a lograr una vida saludable, un alto nivel de bienestar y una buena red de apoyo social. De estos aspectos hablaré más adelante también. En realidad, considero a la Creatividad una función importante para todas las edades, más aún en estos tiempos tan convulsos, porque la creatividad permite que nos movamos de forma plástica ante las incertidumbres y desafios que nos plantea la vida y que nos aparta de las soluciones convencionales a las que solíamos recurrir.

Prejuicios:
¿Cómo nos expresamos con respecto a la gente mayor, a los ancianos o gerontes? Por empezar es frecuente, lamentablemente, el uso de vocablos ofensivos como "viejos" etc. Robert Nil Butler MD Gerontólogo y eminente investigador describe tres tipos de prejuicios: 1- contra el geronte 2- Contra la edad senescente y 3- contra el proceso del envejecimiento. Los prejuicios culturales se refuerzan a través de los mensajes de los medios de Comunicación y la Publicidad que exaltan el mito de la eterna juventud.

Para despedirme por hoy enlazo a dos mujeres excepcionales:
Eugenia Sacerdote de Lustig
e Ides Kihlen
ambas del mismo barrio en el que viví en Buenos Aires: El barrio de Belgrano.

Continúa el pmo. miércoles.

Foto: Nieves de este invierno en el norte de Suecia, un regalo.

26 comments:

Graciela said...

Estaba por decir Felicidades a Merche! bueno lo digo sí!

Es que no creo que al jubilarse, uno termine su vida como culturalmente se lo quiere hacer mirar, es otra etapa con 'tiempos' para estudiar algo que no podías por el tiempo que demandaba el trabajo, dedicarte al jardín de tu casa, viajar si ahorras un poquito, tantas cosas por hacer!

Pero tu palabra es la que vale, esperaremos tu respuesta :)

Creo que te he dicho que en mi familia paterna no son viejos hasta los 100.

Besos!

Txema said...

O sea que aún soy joven. Jajaja.

besos

El Drac said...

Qué excelente texto el que nos acercas amiga y discúlpa mi ignorancia pero pienso que para evitar sentirse viejo , porque en apariencia es inevitable, deberíamos reciclarnos, y seguir haciendo las cosas de persónas jóvenes y dinámicas, como por ejemplo tener hijos que criar y llevar al colegio. ¿Estaré en lo cierto? Un beso

Pedro Ojeda Escudero. said...

Otro problema: por ejemplo, en España, la pirámide demográfica, en unos años, se invertirá. El número de personas mayores aumenta. ¿Cómo se gestionará todo eso? ¿Cómo afectará al universal sistema de pensiones de jubilación que ha funcionado bien en España hasta ahora y ha contenido muchos problemas sociales?
Por cierto, la foto es magnífica.

Merche Pallarés said...

¡Gracias Myr! Pienso hacer muchas cosas cuando me jubile. Quieta no voy a estar, eso te lo aseguro. Igual me pongo a estudiar informática para conocer mejor este mundo internetero, pienso comprarme una bici, adoptar un perro y, por supuesto, viajar a ver a mis hijas/nietos, a mis amigos blogueros y a conocer a los nuevos. Esta serie de los miercoles promete ser MUY interesante... Gracias de nuevo por tu cariñosa dedicatoria. Besotes senescentes (palabra que ¡nunca había oido!) M.

Antonio said...

Yo entiendo que la jubilación es la gran oportunidad que te da la vida para hacer lo que no pudiste hacer antes al tener que dedicar tu tiempo al trabajo dirigido. Es el tiempo de la creatividad, y de poner sobre la mesa todo lo que la vida te ha dado con objeto de que los demás lo puedan tomar si le sinteresa.
Un homenaje a la senescencia.
Besos y como siempre, interesante el tema que propones.

Ricardo Marin said...

muy buenas Myr, que bueno poder visitarte de nuevo.

Intersante y muy para tomar en cuenta lo que dices en este post.
Vamos por partes.
En primer lugar pienso que independientemente del estado biológico de nuestro cuerpo es aun mas importante el estado mental y sobre todo de nuestra actitud.
Conozco gente que no llegan a los 65 años uncluso a uno de unos 54 años que parece mi abuelito, veo que tiene una mente divagante y no tiene un proposito claro y real en la vida, su estado físico es en apariencia el de un anciano. podría contar mas casos pero no me voya extender.

Yo siempre pongo de ejmplo de un anciano joven a Picasso ya que con mas de 80 años fué la etapa mas productiva de su carrera artística, era un hombre vital entusiasta, un poco cabroncete y malhumorado pero esos detalles se les perdonan a los genios.

Que importantes es crear como bien dices y sobre todo comunicar, el hablar y sacar nuestras emociones para afuera nos liberan.

Para finalizar yo pienso que esta sociedad esta muy equivocada con el culto a la juventud y creo que uno empieza a ser viejo cuando deja de tener ilusiones y sobre todo ENTUSIASMO ese sentimiento mágico que puede con todo.

Me encanto tu comentario dejado en mi blog eso saludos tambien desde el otro lado del Mediteraneo jejejjee. MUY BUENO eso tambien es importante relativizar todo y sobre todo tener sentido del humor.
Y REIR REIR MUCHO JEJEJEJE

Cornelivs said...

Bueno, este articulo tuyo es especialmente interesante, y me gusta mucho.

Besos...!

Angeles said...

Con el tiempo me di cuenta de las ventajas que trae ser mayor y me gusta lo que siento, la vida nos va enseñando cosas y para eso necesita tiempo, yo no soy jubilable, de momento, así que seguiré viviendo día a día, lo que surja sin encacillarme en ninguna palabra, siempre que me lo permitan...
Besos:)

nadasepierde said...

Es algo que suena a lugar común, pero creo que el envejecer es una cuestión de actitud. Es cierto que el cuerpo envejece progresivamente, pero no necesariamente el ánimo, el espiritu, el alma, las ganas, llamalo como sea, envejece a la par. Por suerte!!!

Lo malo es que en nuestra sociedad está muy desvalorizado ser grande y viejo, es como que automaticamente se apunta siempre a los mas jóvenes como si fuera un divino tesoro, cuando el divino tesoro es la vida en si.
Sin ir mas lejos, casi todas las propagandas para gente mayor habla de pañales para incontinencia o pegamento para dientes postizos...como si esa fuera la unica necesidad a cierta edad... todo lo demás, no los incluye.

Se podrá cambiar esto alguna vez???

un beso

Cornelivs said...

Estimado/a amigo/a. Este es un mensaje generico que os estoy enviado a todos los que habitualmente visitais mi blog.

Simplemente para avisaros.

Yo sigo con mi ritmo normal de entradas, pero observo en vuestros blosgs que el mio NO se actualiza desde que lo he privatizado. No se si sera cosa de bloger, o si esto sera definitivo. Por ello, creo que tendréis que visitarme de vez en cuando para ver las entradas nuevas.

Tenedlo presente, por favor. ¡Gracias!

Abrazos

doctorvitamorte said...

Puesto que ,en el mejor de los casos, todos llegaremos,prefiero el término viejo a los otros términos edulcurados.
Seguiré tus reflexiones

Asun said...

Creo que la actitud mental es fundamental a la hora de mantenerse activa.

Besos

Manuel de la Rosa -tuccitano- said...

Me alegro de que nos enseñes a nombrar los periodos de la vida...pero a mi me gusta llamarles... solo personas mayores...creo que el resto incluso puede ser muy violento...besos

Hada Saltarina said...

Querida Myriam,

Cuánto me alegra que trates este tema, y poder aprender sobre lo mucho que seguro vas a decir. Entiendo la vida como un proceso, por supuesto, pero no me gusta cuando los medios de comunicación hablan de un "anciano" de 65 años, o de 90, me da igual. En mi opinión, la palabra "anciano" es peryorativa en nuestros días, y sólo sería válida si habláramos del "consejo de ancianos" de diversas culturas, como algo noble, etc., etc.; pero no nos engañemos, hoy al decir "anciano" se dice algo así como "viejo decrépito" y me parece muy irrespetuoso, además de una gran mentira.

ESpero con ilusión tus post. Besos

Montserrat Sala said...

Querida Myr: Por lo que explicas, resulta que soy una senescente, Que gracia! una palabra nueva quizás más ofensiva, que la palabra viejo/a. Pero te voy a decir una cosa: Nunca como ahora habia sentido la vida, las artes, las relaciones de pareja, y la ilusión por el estudio de nuevas materias, que siento ahora. Sé que el tiempo se va acabando poco a poco, pero no me importa un rábano, ahora es el momento de disfrutar de la vida.
Y lo hago!!! Saludos!

BIPOLAR said...

Es que no todas las personas de estos rangos de edad reaccionan de la misma forma. Deberías comenzar por clasificarlos en dos grandes grupos:

-los que se resignan a la boina
-los que disfrutan de la boina

En internet no se distingue la edad de las personas. Considero que Merche, en este terreno, tiene mi misma edad mental. Y yo soy tan joven... :D

LOLI said...

A mi me dijo una vez mi psicologa que me apuntara las cosas que me gustaria hacer y que ahora no tengo tiempo para que cuando llegue a la tercera edad las recuerde y empiece hacerlas...pues eso me da animo pues no veas la de cosas que se me ocurrieron,aprender a pintar...tocar la guitarra,leer libros,pasear...hay mucho que podremos hacer y así no darle vueltas al coco ;)

UN BESAZO(ME GUSTA LOS MIERCOLES Y AHORA MÁS)

Aldabra said...

es horrible lo de poner etiquetas, odio las etiquetas.

biquiños,

Clara said...

Jubilación,retiro.... ¡ qué palabras!.Muchas llevan aparejadas un poso de prejuicios.
La edad cronologica es inevitable,lo que no es,es desechar la experiencia, minusvalorar,medicalizar,desdeñar..

genial¡

Un abrazo

Al said...

Muy interesante la entrada de hoy. Espero la próxima entrega, en tanto comento: uno de los problemas de las sociedades industriales es el envejecimiento poblacional y las implicancias económicas que trae aparejadas. A los viejos los llamamos asi: "Viejos", aunque no ha de ser un desprecio, en todo caso puede ser tierno: "mi vieja", "los ravioles de la vieja", etc. Claro que, a mi -particularmente- no me agradaría que me aplicaran ése mote, al menos hoy.
Si, la sociedad capitalista nos exige ser jóvenes, inteligentes, simpáticas, en lo posible rubias y delgadas y sexualmente cuasi salvajes (a las mujeres, claro) lo que es un factor de estrés tremendo
No estamos leyendo, Myr.....

Myr said...

Gracias A TODOS por vuestra participación y como retomaré el tema el miércoles que viene a partir de vuestras respuetas, no respondo aquí individualmente.

Abrazos a TODOS

Fernando López Fernández said...

Hola Myr:

Poco que comentar que no se haya hecho ya. Esperamos tu respuesta "global". Yo de momento lo envio a Twitter porque me ha parecido muy interesante.

Como se nota donde hay conocimiento.

Un beso

Belkis said...

Yo sin embargo intuyo esa etapa de la vida como una de las mejores, porque ya tenemos el tiempo y la tranquilidad para disfrutar de esos hobbies que no pudimos practicar durante nuestra vida laboral activa, es la etapa en donde las ideas están claras y asentadas, los principios y valores maduros, las emociones controladas, las relaciones estables y sólidas. Que más se puede pedir a la vida. Naturalmente también creo que hay que prepararse para cuando llegue y verla como una tremenda oportunidad para desarrollar a tope nuestra creatividad y disfrutar al máximo de todo lo que podamos.
Abrazos Myr

pancho said...

Leí el otro día a un escritor famoso reflexionar que a cierta edad las mujeres te miran, pero no te ven. ¿Cuándo ocurrió eso? Hace tres años - respondió -. El tipo tiene ya ochenta y tres. Todavía nos quedan bastantes hasta llegar a ese punto, aunque sea con boina.
El que no se consuela es porque no quiere.

Sailor© said...

Y pensar querida amiga que son estos años donde a veces compartirmos con más libertad nuestra experiencia...
Por mi parte admiro la jovialidad de mi madre... su frescura y creatividad como tu tambien mencionas...

Un placer pasar a saludarte!!!

Un favor chiquito cambie el nombre del blog hace un tiempo me ayudas a actualizarlo... seria un gran detalle que agradeceria mucho!!!