Tuesday, February 28, 2017

Teatro de títeres (2) Teatro de sombras turco: Karagöz y Hacivat

                              
En la cultura islámica, la representación es una materia complicada,  la mayoría de las representaciones son tomadas como una forma de idolatría, que el Corán, explícitamente condena en varios pasajes. El Islam no es la única religión que ha desdeñado la representación en imágenes, también lo ha hecho por ejemplo, la religión cristiano- ortodoxa en la época inconoclasta, Siglos VIII y IX. Al estar prohibidas las representaciones del profeta Mahoma o de cualquier humano o animal,  los dibujantes se decantaron por las expresiones geométricas y una caligrafía maravillosamente creativa,  ya que no había riesgo que por estas formas de expresión artística, se adoraran ídolos. 

Con respecto a las representaciones escénicas, ciertos tipos de teatro eran permitidos en la cultura islámica. Payasos y mimos han ofrecido sus actuaciones hasta hace poco en este siglo. Según lo explica James Smith en su artículo (1) En las poblaciones shiítas o chiítas, el ritual del drama de Ta´ziyeh fue desarrollado y continúa siendo practicado. El teatro de sombras de títeres (o marionetas) también fue popular especialmente, el teatro de sombras de títeres turco (TSTT), con dos personajes estrella:  Karagöz y Hacivat  (los abrevio Ka y Ha), Ka encarna a un personaje temerario, vulgar y pobre, siempre soñando formas para hacerse rico o de conquistar a una mujer bella;  por su parte, Ha, representa a un joven educado, con posibles y remilgado.   La trama se desarrolla en torno a la interacción de estos dos amigos.

 Cada pieza tiene una estructura bien definida:

- Prólogo (generalmente un ghazal tipo de poema Sufí)
- Bendiciones al Sultán (en la Época del Imperio Otomano)
- la acción central  de  la pieza que varía y es siempre una situación absurda: por. ej.  el desempleado Ka  consigue trabajo en un negocio como escriba de cartas para sus clientes, y le va bien hasta que es perseguido por un Djin (genio) contratado para tal propósito por Ha,  Ka se muestra desafiante, grosero, a veces logra salirse con la suya y golpea a Ha. 
- Epílogo 

 Artistas ejecutantes:

- Un titiritero, que  maneja a ambos personajes y relata la historia sin guión, usando su imaginación.
- un cantante
- un músico de tambor que toca de fondo.

Este tipo de teatro se hizo popular desde el Siglo XVI (influenciados por China, Indonesia y Egipto,  ya desde el S. XIII, incluso por el Teatro de mimos bizantino -de base griega- previo al Imperio Otomano) coincidiendo con el auge de las cafeterías.  Las autoridades oficiales condenaban ambas, pero las clases populares las llenaban y era especialmente durante el Ramadán, en la que ayunaban y oraban durante el día, y a la caída del sol, se reunían las  las cafeterías a comer, beber y disfrutar del TSTT La representación de Karagöz se asoció entonces, con el lado carnavalístico del mes más solemne del Islam.




Los sabios sufíes argumentan así su defensa de esta representación (en contra de la prohibición escrita en el Corán, Sura 2):  Parten de la creencia en la doctrina Sufí de que el hombre es sólo una sombra manipulada por el Creador y como  los títeres tienen perforaciones no hay forma de que se puedan confundir con seres animados, cuya representación está, obviamente,  prohibida. Para ellos cumple una doble función, la de entretenimiento y la de ejercicio espiritual. 

En realidad, para mi,   este teatro funciona como una válvula de escape para las clases populares que se ven representadas en la figura del personaje  Ka, que  durante la representación subvierte y aporrea a la clase dominante representada en Ha; orden que vuelve a restablecerse al final de la pieza.  Función esta que también cumplen los carnavales, como las cumplían las Saturnalias romanas y otras festividades similares.






Hoy en día un número limitado de artistas continúa los estudios de este TSTT de Karagöz y Hacivat;  estudios   conducidos por el  Centro Nacional de Unión Internacional de Títeres y Sombra (UNIMA) y el Ministerio de Cultura de Presidencia de la Nación.


 Fuentes y notas:

(1) Smith,  James,  "Karagöz and Hacivat: Projections of Subversion and Conformance", Asian Theatre Journal, vol. 21 , Nro 2, Otoño 2004.

2 - Los griegos tiene  personajes imitación de estos pero los llaman: Karagoizis y Hatiavatis.

3 -  Primera foto: tomada por mi en el Museo de Arte Islámico de Jerusalén. Segunda: de Internet.



9 comments:

Cayetano Gea said...

Todo un derroche de inventiva y de buen gusto.
Un abrazo, Myriam.

Ambar said...

Todo un arte lleno de imaginación. He aprendido muchas cosas que desconocía con tu entrada.
Besos

Manuel López Paz said...

Ya sabes que hecha la ley, hecha la trampa...Un derroche de invención como refiere Cayetano.

Besote guapa

Genín said...

Con esto y las sombras chinas, ya sabemos algo mas sobre el tema de los
títeres :)
Besos y salud

Javier Rodríguez Albuquerque said...

Desconocía este mundo. Estos reportajes tuyos me evocan a la juventud, cuando solía asistir a festivales de títeres y tal vez... quizá... en alguna ocación algún espectáculo pudo tener relación. Pero la verdad es que no me acuerdo. Una pena. Pero bueno disfrutemos de este momento. UNA MARAVILLA.
Musu handi bat. :-)

giovanni said...

Di mi comentario en youtube: He visto teatro de títeres en Sicilia, que también es interesante y de que recuerdo sobre todo el grito (il grido) di Orlando: Angelica! e il grido di Angelica: Orlando! Creo que eso me inspiró de dar el título de "Orlando" a una de las versiones del mio romanzo que nunca publiqué. Para volver a tu entrada de blog, te agradezco por la descripción y la explicación: me da a pensar... Un beso

Agrego: me hace pensar sobre como vive la gente, en comunidades pequeñas y más grandes, con reglas que internalizan pero, creo, casi nunca completamente. También me hace pensar sobre fenómenos negativos como el lavar de cerebros (brainwashing), que es un fenómeno internacional o universal. Como contrapeso se necesita gente con pensamiento 'independiente' (lo pongo entre comillas, porque nunca es completamante independiente, cada individuo está penetrado - o lavado - por pensamientos de grupo. En fin, tu entrada me hizo volver a lo que estudié una vez, sociología pero en un sentido amplio. Esa mirada sociológica (que incluye una visión psicológica, antropológica, histórica, política, económica...) representa una manera de ver a si mismo, al otro y "al mundo".

Clara said...

Me ha resultado muy interesante,tanto los personajes,como que la población lo disfrutaban en el Ramadán: también los dos personajes se las traen: Ka y Ha y la interacción de estos dos amigos:Me recuerda al circo al payaso listo y al tonto y como nos reíamos cuando vencía el tonto...

Un abrazo...

Mari-Pi-R said...

Me has hecho recordar la buena película de Lilí. Si no la has visto te la recomiendo, es de las antiguas pero muy sensible.
Un abrazo.

Ele Bergón said...

Muy interesante tu entrada donde nos descubres mucho sobre este teatro de marionetas.

Besos