Sunday, March 20, 2016

Crepúsculo sobre Berlín ( Exposición sobre el arte proscrito por el Tercer Riech 1905- 1945) - 3


 viene de aquí



República de Weimar: Nueva Objetividad


La República democrática de Weimar  establecida  después de la Primera Guerra Mundial y la revolución alemana de 1918 a 1919 para reemplazar el Imperio de Guillermo II, estuvo marcada  por fuertes contrastes. Aunque la vida diaria continuó siendo profundamente afectada  por las consecuencias de la guerra y la inestabilidad política y económica, las personas disfrutaron de las nuevas libertades y el período se caracterizó por la actividad cultural y creativa extraordinaria.

La historia de quince años de la República se puede dividir en tres fases: la primera fase de inestabilidad política desde 1918 hasta 1923, frente a la derrota de Alemania en la guerra y las desfavorables condiciones impuestas por el Tratado de Versalles; una segunda fase de relativa estabilidad que duró hasta 1929, a menudo referida como " Los  dorados años veinte"; y la tercera: por  la crisis oscura que comienza con el colapso económico de los '29 y que conduce al surgimiento del régimen nazi


  Contra el emocionalismo del  expresionismo y promesas de un futuro mejor, la generación más joven artística ofreció observaciones que hacían hincapié en lo feo y grotesco como una afrenta deliberada a la comodidad de la sociedad burguesa. Este distanciamiento con un estilo representativo más frío fue  conocido como Neue Sachlichkeit (Nueva Objetividad o Nueva sobriedad)  y se extendió a través de varios centros en la República de Weimar. Representaciones cínicas, a menudo caricaturescas de los veteranos heridos de guerra, trabajadores en paro  y beneficiarios de la guerra,  retratan una sociedad irremediablemente llena  de cicatrices. Sobre la base del enfoque satírico de Dada, muchos de los artistas de Nueva Objetividad atacaron a aquellos en el poder y  denunciaron los efectos devastadores de la Primera Guerra Mundial;  otros fueron partidarios  del "retorno al orden" artístico que surgió en toda Europa. Inspirado por el arte del siglo XIX y la pintura metafísica italiana, estos artistas fueron llamados "Idílicos" o "realistas mágicos",  por  meticulosa técnica y alusiones a ensueños del tipo de Arcadia.

1889-1938   Dos mujeres jóvenes en la ventana" oleo sobre tela, 1937 por Georg Shrimpf  

Su clasicismo melancólico está influenciado por el romanticismo alemán tanto como por el renacimiento italiano. Aquí dos mujeres jóvenes contemplan un paisaje idílico, tipo Arcadia, iluminado por una luz más allá del horizonte y parecen que están perdidas en sus pensamientos mientras que un aire espiritual inunda la escena

 El vigilante", óleo sobre tela, 1936


por Karl Hoffer (Alem. 1878-1955    

En 1947 Harl Hoffer escribió "El artista es ciertamente un seismógrafo que registra el desastre que se avecina 

Sus composiciones sobrias y figuras recurrentes -muchas veces similares al artista mismo- aparecen para advertirnos sobre una situación socio-política grave.  Como un vigilante mirando mudo hacia un paisaje desolado

Hoffer fue condenado a la soledad e inactividad  por tres años en un campo de prisioneros de guerra francés durante la Primera Guerra Mundial y luego fue nuevamente condenado al silencio durante el régimen del Tercer Reich, puesto que se oponía al nazismo; muchas de sus obras fueron confiscadas y 8 expuestas en la Exposición de arte degenerado de Munich, 1937


Sigue mañana

 

8 comments:

Cayetano Gea said...

Con los artistas que cayeron en desgracia cuando llegaron los nazis al poder se podría establecer cierto paralelismo con los escritores españoles que tuvieron que marchar al exilio o que fueron asesinados o que asumieron la autocensura en su peculiar "exilio interior". Malos tiempos soplaban en buena parte de Europa para la libertad creativa.
Un saludo, Myriam.

manouche said...

Le "romanticisme" allemand détourné par les nazis laisse toujours un goût amer...

Pamisola said...

Muy interesantes las entradas que dedicas al arte, que por lo que sea, no le gusta al que manda; separado, ignorado, Myriam. Es muy decisivo la época en que nos toca vivir.

Besos.

María said...

Mi querida MYR es tanto lo que hay que leer y aprender en estas increíbles entradas tuyas... fantástica esta exposición que además de arte siguen el proceso histórico de la composición de todas las obras que no puedo engañarte y debo decirte que en un ratito que pueda me paso y leo despacio. ahora mismo solo quería dejarte un beso inmenso y mis deseos de que tb tú disfrutes de estos días aquí de Pascua ahí de semana ordinaria pero no por ello menos bonita, como espero que sea.

Un beso inmeeenso y mil gracias siempre por tanto como regalas cielo!

Genín said...

Seguimos culturizandonos, gracias a ti... :)
Besos y salud

EL AVE PEREGRINA said...

Myriam, así son las guerras y sus consecuencias...el artista lo refleja en sus rostros tristes y pensativos.

Feliz Semana Santa.
Un abrazo.

Pedro Ojeda Escudero said...

Asisto asombrado y admirado a esta serie de entradas tuyas. Hay que recordar cómo las tiranías quieren torcer el arte, silenciarlo, controlarlo. Es un tema que ya conocía pero que tú estás desarrollando con gran agudeza.
Besos.

Abejita de la Vega said...

Entro en la exposición de tu mano, Myriam.
Los que proscriben nunca son artistas.
besos